Inicio

 

Opus Dei, pobreza y dinero


 

Parto, en estas preguntas y respuestas, del texto de la web Verdades, Críticas y secretos

 

¿Cuánto dinero tienen que entregar las personas del Opus Dei a la institución?

No hay una cuota fija. Los miembros numerarios entregan todo lo que ganan en su trabajo y que no emplean en su sostenimiento personal. Los agregados también, sin olvidar que en muchas ocasiones cuentan con parientes a su cargo a los que atienden y mantienen económicamente. Los supernumerarios entregan una cantidad mensual, la que quieran y puedan, en cada momento.


Si los miembros numerariosy los agregados entregan todo lo que ganan, ¿qué pasa cuando sus padres pasan necesidad?

Cada vez es más frecuente que muchas personas mayores necesiten la ayuda –y no sólo ayuda económica – de sus hijos. Los miembros Numerarios y Agregados les ayudan en lo económico con todo lo que puedan. Eso depende, como es natural, de cada familia y cada situación: si se trata de una hija única, si son varios hermanos, etc.

Como en tantas cuestiones,el espíritu del Opus Dei se vive en circunstancias muy variadas. Por ejemplo, los numerarios y agregados no ahorran nada pensando en futuras inversiones, salvo en el caso de que tengan una empresa personal o la vayan a montar en breve.

¿Cómo actúan económicamente con respecto al Opus Dei estos miembros que montan su propia empresa?

Crean esa empresa –que es suya, no del Opus Dei- resolviendo los mismos problemas que todos. Conozco a varios empresarios jóvenes y he podido constatar que la suya es una profesión realmente difícil y arriesgada en los tiempos que corren.

Pensemos por ejemplo, en una mujer joven, numeraria del Opus Dei, que ha terminado sus estudios de Empresariales en la Universidad y desea montar una empresa.

Hará lo que tantos jóvenes del mundo: pedir créditos comerciales, préstamos familiares, buscar inversores, socios, etc. entre sus amigos y conocidos, entre personas de su personal confianza, evitando siemprecualquier manifestación de favoritismo (como la que denotaría emplear a una persona del Opus Dei, por el simple hecho de serlo: si la contrata debe ser por razones estrictamente profesionales).

Si esa joven empresaria triunfa, es un triunfo estrictamente suyo, lógicamente; si fracasa en su empresa, es un fracaso suyo; si tiene problemas de cualquier tipo, es ella la única responsable. (Todo esto es bastante obvio, pero en la vida hay que recordar muchas veces lo obvio).

En el caso de los miembros numerarios, cuando tienen una empresa personal, suelen asignarse un sueldo acorde al negocio que tengan y ésa es la cantidad de dinero que entregan a la Obra (una vez deducidos sus gastos personales, etc.). Con el resto del dinero hacen lo que quieran: constituyen reservas, invierten en nuevos productos, etc.


¿Cómo se mantienen sacerdotes del presbiterio de la Prelatura?

Se mantienen de los ingresos que tiene el Opus Dei, que se compromete a mantener econonómicamente a todos los sacerdotes agregados y numerarios de su presbiterio. (Conviene recordar que no me refiero ahora de los miembros agregados y supernumerarios de la Sociedad Sacerdotal de la Santa Cruz)

A pesar de que el Opus Dei -como tal- asuma los gastos directos por este concepto, no le resulta necesario distribuir cantidades fijas a todos los sacerdotes, porque sus necesidades y circunstancias son muy distintas.

El Opus Dei se hace cargo directamente de los gastos de formación, de asistencia médica (hospitalización, intervenciones quirúrgicas, etc.), y del sostenimiento ordinario de los sacerdotes de su presbiterio que carezcan de ingresos propios suficientes, porque muchos trabajan en algunas tareas renumeradas (por ejemplo, como profesores de religión de colegios)y ese sueldo les permite cubrir sus gastos.

Ir a la Página de Inicio